Youtuber que adoptó a un niño con autismo de China, es vapuleada por “encontrarle nuevo hogar”

Youtuber que adoptó a un niño con autismo de China, es vapuleada por “encontrarle nuevo hogar”

Myka Stauffer, una personalidad de YouTube

que adoptó a un pequeño niño de China hace dos años y medio, ha confirmado que ella y su esposo “le han encontrado un nuevo hogar” a su hijo con autismo de cuatro años de edad.

La bloguera, de 32 años, y su esposo James, han sido vapuleados en las redes sociales tras revelar la decisión relacionada con su hijo Huxley, que también tiene un tumor cerebral.

En un lacrimógeno video publicado este martes, la pareja, que reside en Ohio, explicó su decisión a sus 716,000 suscriptores, mencionando lo difícil que era para ellos cuidar de Huxley y atender sus necesidades especiales.

“Debo insistir en lo mucho que Myka se ha esforzado en todo este viaje, la cantidad de esfuerzo que ha invertido en ayudar a Huxley tanto como ha podido”, señaló James. “En las adopciones internacionales, hay cosas desconocidas y cosas opacas en los expedientes, y cuando Huxley vino a casa, vimos que tenía muchas más necesidades especiales, las cuales desconocíamos, y de las cuales no se nos informó”. 

James explicó detalladamente “las numerosas terapias” que Huxley había recibido, pero dijo que sus necesidades médicas acabaron siendo demasiado complicadas para la familia.

Myka añadió: “No hay ni un solo gramo de nuestro cuerpo que no ame a Huxley con todo nuestro ser.

“No hubo ni un minuto en el que no hubiera hecho mi mayor esfuerzo, y creo que lo que Jim trata de decir es que, después de muchas pruebas, después de muchas valoraciones, numerosos profesionales médicos pensaron que él necesitaba un entorno diferente, y que necesitaba más en relación con sus necesidades médicas”. 

La pareja tiene cuatro hijos biológicos, Kova, Jaka, Radley y Onyx. Ellos adoptaron a Huxley en 2017, y en ese momento, Stauffer dio detalles de su llegada en un emotivo video de YouTube, diciendo que les había “robado” el corazón.

influencer

Ahora, Stauffer sufre un intenso contraataque por parte de sus seguidores, que han publicado miles de comentarios en los que condenan a la por tratar a un niño como si fuera una mascota y afirman que ella nunca le “buscaría un nuevo hogar” a alguno de sus hijos biológicos.

El hashtag #cancelmykastauffer también se ha difundido ampliamente, y muchas personas acusan a Stauffer de monetizar videos y contenido sobre Huxley.

En algunos de sus videos, Stauffer promovió eventos de recaudación de fondos que organizó para satisfacer las necesidades de Huxley.

En uno de ellos, publicado en enero de 2017, Stauffer pidió a sus admiradores que donaran 5 dólares para “revelar la pieza de un rompecabezas” que un día estaría en el álbum de la infancia de Huxley para que pudiera ver “a todas las personas que contribuyeron generosamente para traerlo a casa”.

En mayo del mismo año, Stauffer publicó un video patrocinado donde dijo que el dinero obtenido de los anuncios de YouTube se utilizaría para la adopción, y escribió en la descripción: “¡Todas las ganancias se usarán para atraer a casa a nuestro HIJO desde China!”

influencer

La escritora Sophie Ross tuiteó: “Extremadamente deprimida al leer sobre la que recaudó fondos para adoptar a un hijo, convirtió a esto en su ‘marca’, descubrió que él tenía necesidades especiales, en secreto le buscó un nuevo hogar, bloqueó a las personas que le preguntaban por él (después de que sus seguidores le habían ayudado a financiar la adopción) y publicó un video donde se presenta como la víctima”.

Para hacer frente a la indignación, Stauffer dijo que “los comentarios insidiosos e hirientes” no hacían más que empeorar la situación.

“No se trata de mí en absoluto, es simplemente este viaje, los últimos dos meses han sido la cosa más difícil que jamás pude haber imaginado elegir porque, a final de cuentas, tras dedicarnos en cuerpo y alma a este niñito…” 

La pareja ha dicho que Huxley se encuentra “feliz” ahora y que “está cada vez mejor” en su nuevo hogar, con su “familia perpetua” y añadió: “Su nueva mamá tiene entrenamiento médico profesional, por lo que están hechos el uno para el otro”.

Tras “buscarle un nuevo hogar” a Huxley, Stauffer cambió su biografía de Twitter: “Suscríbanse y siguan mi vida con mis cuatro hijos a través de la maternidad”.

En marzo pasado, Stauffer compartió en Instagram su última foto de Huxley, y escribió: “El mes pasado ha sido el más difícil que he tenido como mamá. Y aun trabajo para superar todo esto. Sin embargo, en lugar de dejarme guiar por mi corazón, ¡estoy siguiendo el tuyo! #adoptiontrauma #adoptee #adopteevoice #reactiveattachmentdisorder.”

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek